PUEBLA ELIMINÓ AL MONTERREY EN PENALES Y AVANZÓ A CUARTOS DE FINAL DEL GUARDIANES 2020.



Por Ricardo Hernández Esparza

Puebla rompió una racha de 5 años sin calificar a los cuartos de final de un torneo, al vencer en penales a los Rayados de Monterrey por 4 a 2, luego de empatar en tiempo regular a 2 tantos en compromiso de la repesca disputado en el Estadio BBVA de Guadalupe, Nuevo León.

Dos penales fallados de Monterrey en la tanda definitoria sentenciaron la historia del partido luego de que correspondiera a George Corral anotar la pena máxima decisiva.

En el tiempo regular, Monterrey parecía enfilarse a una victoria sin problemas con los goles de penal de Nicolás Sánchez al 43’ y Vincent Janssen al 47’, pero la franja reaccionó y con tantos de Osvaldo Martínez al 60’ y Santiago Ormeño al 89’ de penal, el partido se fue a la ronda de penas máximas.

El juego.

Al minuto 2’, el Puebla cometió el primer error en un pase de Vidrio que “robó” Funes Mori por el sector izquierdo en relación al ataque rayado llevándose en la salida a Vikonis, aunque en el centro al área, la pelota fue rechazada por un defensivo camotero, llegando a las manos del portero de la franja, congelando el peligro.

Puebla tuvo su primera llegada hasta el minuto 7’ a través de un tiro de Ormeño que se estrelló en un jugador de Rayados.

Tres minutos más tarde, dentro del área camotera, la pelota llegó a Janssen que, de taquito, intentó meter la pelota a la portería, pero Vidrio lo impidió con una oportuna barrida. Pero era evidente que los jugadores del Puebla se encontraban bastante nerviosos.

No obstante, la franja respondió con un peligroso avance en el que Ormeño recibió dentro del área, tocando de forma retrasada al arribo de Fernández que, por quererse meter con todo y pelota hasta la portería, terminó perdiendo el balón y la inmejorable oportunidad.

Al 14’, desde banda izquierda, se generó un centro al área donde Funes Mori superó en el salto a Perg para conectar con la pelota que puso a un lado de la portería camotera.

Ocho minutos después, desde sector derecho vino un centro al área camotera en el que apareció Funes Mori para disparar sobre la marcha, pero lo hizo sin dirección, quedando todo en un susto para los poblanos.

Nueva llegada de la franja a 23’ a través de Omar Fernández por sector izquierdo que sirvió a Daniel Álvarez que aparecía mejor colocado, pero estrelló su disparo en un defensivo y ahí murió toda posibilidad de hacer daño.

Al 27’, tras un rechace de la defensa, el balón le quedó a Néstor Vidrio que estando de frente a la portería, tiró con potencia, pero la pelota se fue ligeramente desviada de la cabaña de Hugo González.

Y en plena recta final de la primera parte, al 42’, en un servicio retrasado de Rodríguez que buscaba a Janssen, se combinó con el inoportuno tropiezo de Brayan Angulo que al caer se llevó a Vincent Janssen y si bien es cierto el balón llegó a Funes Mori que sacó un trallazo que a punto estuvo de convertirse en el tanto de la quiniela, aunque se fue ligeramente desviado, ya el soplapitos Fernando Guerrero había señalado la falta previa a ese tiro. Y así, al 43’, Nicolás Sánchez cobró la pena máxima y con tiro a la derecha de Vikonis que se lanzó a lado contrario, le dio la ventaja de 1-0 a los Rayados que habían batallado para hacerle daño a los Camoteros.

Y así se fueron al descanso.

En la reanudación, al 47’, en un servicio al área que parecía totalmente controlado por Vikonis, el portero terminó regalando un tiro de esquina de manera infantil, y en el centro la pelota le pegó en un brazo a Néstor Vidrio, por lo que el señor Guerrero no lo pensó dos veces para marcar el penal que, al 49’, cobró eficazmente Vincent Janssen con tiro a la izquierda de Vikonis que, otra vez, se lanzó a lado contrario, con lo que el marcador se puso 2-0.

Luego, al 56’, un pelotazo a Funes Mori provocó que al intentar quitarse a Vikonis ante la presión de Vidrio, el portero “dejara” sin querer su pierna derecha para impedir el paso del delantero, ante lo cual el atacante cayó, pero para sorpresa de todos, cuando creímos que el árbitro marcaría su tercer penal de la noche, marcó falta de Funes Mori.

Y cuatro minutos más tarde, al 60’, en el cobro de un tiro directo por parte de Osvaldo Martínez, el jugador sacó un obús que fue ligeramente desviado por Meza, terminando por incrustarse en el fondo de la cabaña regia para poner las cosas 2-1.

Luego, al 72’, Meza entró al área camotera donde fue despojado limpiamente por Angulo que envió la pelota a tiro de esquina, pero para sorpresa de muchos, el silbante marcó penal. Bueno, fue tan ridículo su error, que el VAR lo echó para abajo dejando en evidencia al que le sale mejor “la cantada”.

Más tarde, al 84’, Puebla perdió el balón en la salida, llegando a Funes Mori que tiró cruzado sobre la salida de Vikonis, pero la pelota terminó yéndose desviada.

Y vendría al 87’ un trazo al área donde John Medina abrazó literalmente a Ormeño que cayó y de inmediato el árbitro marcó el penal que cobró el mismo Santiago Ormeño al 89’ anotándolo a pesar de que Hugo González estuvo a punto de detenerlo, pero al final la pelota se le fue por abajo para decretar el empate a dos.

No hubo para más. Después de 5 minutos de reposición, el partido terminó con lo que la definición quedó para los penales.

LA TANDA DE PENALES.

Correspondió a los capitanes aventar la moneda para definir el orden de los penales, apareciendo por la franja Nicolás Vikonis y por los Rayados Nicolás Sánchez, quedando decidido que la franja iniciara. Y así se escribió la historia.

Javier Salas cobró el primero, deteniéndoselo Hugo González (0-0).

Dorlan Pabón cobró por los regios, haciéndolo con mucha potencia y aunque Vikonis se lanzó bien, no pudo detenerlo (1-0).

Osvaldo Martínez cobró también con mucha fuerza al grado que González ni se aventó (1-1).

Nicolás Sánchez apareció volando su disparo (1-1).

Nicolás Vikonis cobró a la derecha de Hugo González, anotando (Puebla 2-1).

Rogelio Funes Mori, con fuerza, venció a Vikonis por el centro (2-2).

Santiago Ormeño, cobró raso a la izquierda de Hugo que se lanzó a lado contrario (Puebla 3-2).

Sebastián Vegas apareció por los Rayados, deteniéndolo Vikonis (Puebla 3-2).

George Corral vino a decisivo para, con toda tranquilidad, sentenciar la victoria camotera con un disparo que puso a la izquierda de González que se lanzó a lado contrario (4-2).

ALINEACIONES.

MONTERREY.- 1 Hugo González, 3 César Montes, 4 Nicolás Sánchez, 17 Jesús Gallardo (8 Dorlan Pabón 89’), 33 John Medina, 5 Claudio Kranevitter, 11 Maximiliano Meza (19 Miguel Layún 85’), 21 Arturo González (18 Avilés Hurtado 68’), 29 Carlos Rodríguez (196 Ángel Zapata 85’), 7 Rogelio Funes Mori, 9 Vincent Janssen (20 Sebastián Vegas 68’). DT Antonio Mohamed.

BANCA.- 22 Luis Cárdenas, 6 Edson Gutiérrez, 19 Miguel Layún, 20 Sebastián Vegas, 25 Jonathan González, 35 Eric Cantú, 196 Ángel Zapata, 8 Dorlan Pabón, 18 Avilés Hurtado, 216 Shayr Mohamed.

PUEBLA.- 34 Nicolás Vikonis, 2 Brayan Angulo (23 Daniel Aguilar 89’), 25 Maximiliano Perg, 33 Néstor Vidrio, 4 George Corral, 6 Javier Salas, 7 Pablo González (8 Osvaldo Martínez 53’), 11 Daniel Álvarez (9 Bernardo Cuesta 89’), 26 Salvador Reyes, 14 Santiago Ormeño, 22 Omar Fernández (21 Amaury Escoto 80’). DT Juan Reynoso.

BANCA.- 30 Jesús Rodríguez, 237 Emilio Martínez, 8 Osvaldo Martínez, 12 Israel Reyes, 23 Daniel Aguilar, 263 Milton Hernández, 9 Bernardo Cuesta, 21 Amaury Escoto.

CUERPO ARBITRAL.

El árbitro del partido fue Fernando Guerrero Ramírez quien estuvo acompañado de Alberto Morín Méndez como asistente número uno y Miguel Ángel Hernández Paredes como asistente número dos. El cuarto oficial fue Luis Enrique Santander Aguirre.

AMONESTADOS.

MONTERREY.- John Medina al 73’.

PUEBLA.- Javier Salas al 63’.

EXPULSADOS.

MONTERREY.- No hubo.

PUEBLA.- No hubo.

  • Archivo DeporPuebla
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • Instagram

Archivo DeporPuebla
2011-2019

DEPORPUEBLA

@DeporPueblaRHE

Revista
DeporPuebla

deporpuebla_oficial